Posts etiquetados ‘los hermanos grimm’

Lips red as blood, hair black as night, bring me your heart my dear Snow White (Labios rojos como la sangre, cabello negro como la noche, traeme tu corazón, mi querida Blancanieves) –decía Ravenna, la malvada reina y madrastra, interpretada por la talentosa Charlize Theron, en el trailer de Blancanieves y el Cazador.

Desde que me enteré que iban a hacer esta película, me atrapó la idea del proyecto que pretendía darle un giro novedoso a este clásico cuento de los Hermanos Grimm, además de imprimirle una impronta a lo “Señor de los Anillos”, cuestión que ya significaba un gran desafío.

Mi atención se multiplicó cuando se dio a conocer que Rupert Sanders iba a tomar las riendas de la dirección. La razón es simple: si bien esta película iba a ser su debut en el cine, sus trabajos en el campo de la publicidad son espectaculares, para ejemplos están los comerciales que realizó para Xbox, Axe, Adidas, por sólo nombrar algunos, donde se refleja la maestría de Sanders para contar historias atrapantes, además de su destreza para filmar escenas de acción.

Desde el inicio, Blancanieves y el Cazador nos adelanta que va a ser un festín para los ojos ya que su fotografía y la forma en que el lente de la cámara capta la luz y las sombras de paisajes y personajes son aspectos bellamente cuidados en todo el film.

Otro destacado es que la trama es fiel al tono oscuro del cuento original de los Hermanos Grimm, que poco tiene que ver con la colorida y alegre versión de Disney de 1937 que la mayoría conoce. Y en este sentido, un inteligente giro en el guión hizo que la fatídica mordida de la manzana sea mucho más creíble (y espeluznante) en esta adaptación que en otras anteriores, lo cual es un gran punto a favor de los guionistas.

Y como ya se anticipaba, Rupert Sanders no decepciona en la captación de las escena de acción: las batallas épicas tanto en un bosque devorado por las llamas o las filmadas en una brumosa playa, que recuerdan a las de Robin Hood de Ridley Scott, son puntos máximos en el film.

Y así como el equipo encabezado por Sanders son especialistas en la acción también lo son en cuestión de efectos especiales. Deslumbrantes imágenes de hadas, animales y seres mitológicos en un bellísimo paisaje de verdes brillantes es una combinación visual que quita el aliento así como también la del “Bosque Tenebroso”, con sus árboles fantasmagóricos, vahos alucinógenos y tétricos espectros que nos responden a la perfección el porqué del nombre impuesto al lugar.

Vestuario y Música

Colleen Atwood deslumbra nuevamente con su trabajo en el diseño del vestuario, en especial con los exquisitos vestidos de la Reina Ravenna, el atuendo en cuero del Cazador y  las armaduras de los guerreros oscuros. Huelo una nominacion al Oscar por esto? Puede ser.

James Newton Howard que estuvo a cargo de la Música Original y que compuso anteriormente para películas como Sexto Sentido y Batman: El Caballero de la Noche, nos ofrece otra vez un trabajo impecable, aunque a mi criterio la ausencia de música en algunas escenas del principio hizo que las mismas se sintieran un poco vacías y hasta aburridas.

En este sentido, la Canción Original “Breath of Life” interpretada por Florence and The Machine también merece ser destacada ya que su fuerza y ritmo encaja a la perfección con la estética épica y sombría que tiene  la historia.

Un lazo entre la fiereza y la compasión

En cuanto a las actuaciones, Kristen Stewart logra traer más emociones a la pantalla en comparación a otros papeles que interpretó anteriormente y creo que en esto tuvo mucho que ver la dirección de Rupert Sanders. Otro punto a favor es su- muy bien- logrado acento británico, que era una exigencia a cumplir para imprimirle el sello de realeza que necesitaba la princesa. En cuanto a su desempeño en las escenas de acción, me sorprendió gratamente encontrarme con esta versión de Blancanieves, que combina fiereza, compasión y vulnerabilidad al mismo tiempo, y en esto Kristen Stewart demuestra que, dirigida adecuadamente,  puede ir más allá y dejar de ser encasillada por el personaje que la lanzó a la fama.

La maldad y la tristeza en estado puro

En tanto Chris Hemsworth y Charlize Theron demostraron a todas luces porque  fueron elegidos para interpretar sus respectivos personajes. Charlize más malvada que nunca, nos ofreció una reina que no es mala porque sí, tiene sus fundadas razones y hasta un cierto punto el espectador puede comprender de donde proviene ese odio a los hombres y en especial a los de la realeza. Ese matiz en el personaje le dio significancia a las acciones de la reina y se complementaron con la “vuelta de tuerca” que le dio el film a este clásico relato que todos conocemos.

Por su parte, Chris Hemsworth vuelve a hacernos encariñar con su personaje, un cazador que ahoga sus penas en el alcohol luego de la muerte de su joven esposa. Así con escenas que nos sacan una sonrisa o nos emocionan por su palpable dolor ante la pérdida de la persona amada, el actor demuestra no sólo la complejidad del personaje sino también su rango para interpretarlo. Por todo eso, Hemsworth prueba una vez más porque sus personajes están en los títulos de las películas.

Un lujo aparte fueron los famosos enanos del cuento, interpretados por reconocidos actores como Ian Mcshane, Bob Hoskins, Ray Winstone, Toby Jones, Nick Frost, entre otros, los cuales le dieron un aire fresco, cómico y emotivo a la trama, desempeñando roles más decisivos que en el relato original.

En definitiva, Blancanieves y el Cazador es una película estéticamente bella, con una excelente fotografía y efectos especiales (lo cual era de esperar por los antecedentes de Sanders), que nos ofrece varios giros argumentativos que vuelven el cuento original aún más interesante. Uno de ellos es la relación Blancanieves -Cazador, cuya química es un aspecto que hubiera preferido capitalizaran más a lo largo de la película. Quizás la razón de esta “deficiencia” y del final del film se deba a la posibilidad de continuar sus historias en una secuela, y espero que así sea.

La trama promete para que la continuación se cristalice, y si a eso le sumamos un guion sólido y a Rupert Sanders nuevamente al mando, esta historia puede romper precedentes, dándoles vida a estos personajes de cuentos de hadas mas allá de la  historia que los vio nacer.

En Twitter: @liXoria

Anuncios